Los antidepresivos, a veces en combinación con psicoterapia (lo más recomendable) , son a menudo el primer tratamiento que las personas reciben para la depresión.


Introducción

El primer paso para obtener el tratamiento adecuado es visitar a un proveedor de atención médica o profesional de la salud mental, como un psiquiatra o psicólogo. Su proveedor de atención médica puede hacer un examen, una entrevista y pruebas de laboratorio para descartar otras afecciones de salud que pueden tener los mismos síntomas que la depresión. Una vez diagnosticada, la depresión puede tratarse con medicamentos, psicoterapia o una combinación de ambos. Si estos tratamientos no reducen los síntomas, la terapia de estimulación cerebral puede ser otra opción de tratamiento para explorar.



En este artículo nos enfocaremos en los antidepresivos , que son medicamentos utilizados para tratar la depresión.

¿Qué es un antidepresivo?

Los antidepresivos, a veces en combinación con psicoterapia, son a menudo el primer tratamiento que las personas reciben para la depresión. Si un antidepresivo no funciona bien, puede probar con otro medicamento de la misma clase o una clase diferente de medicamentos para la depresión. Su médico también podría intentar cambiar la dosis. En algunos casos, su médico podría recomendarle tomar más de un medicamento para su depresión.



Los antidepresivos pueden tener efectos secundarios, pero muchos efectos secundarios pueden disminuir con el tiempo. Hable con su proveedor de atención médica sobre cualquier efecto secundario que tenga. No deje de tomar su antidepresivo sin antes hablar con su proveedor de atención médica.



Tenga en cuenta: Aunque los antidepresivos pueden ser efectivos para muchas personas, pueden presentar serios riesgos para algunos, especialmente niños, adolescentes y adultos jóvenes. Los antidepresivos pueden causar que algunas personas, especialmente aquellas que se agitan cuando comienzan a tomar el medicamento y antes de que comience a funcionar, tengan pensamientos suicidas o intentos de suicidio. Cualquier persona que tome antidepresivos debe ser monitoreada de cerca, especialmente cuando comienza a tomarlos. Sin embargo, para la mayoría de las personas, los riesgos de depresión no tratada superan con creces los de los medicamentos antidepresivos cuando se usan bajo la supervisión cuidadosa de un médico.


¿Cómo selecciona su médico qué antidepresivo administrar?

Su profesional de salud mental elige qué medicamento antidepresivo le dará en función de sus síntomas, la presencia de otras afecciones médicas, qué otros medicamentos está tomando, el costo de los tratamientos prescritos y los posibles efectos secundarios. Si ha tenido depresión anteriormente, su médico generalmente le recetará el mismo medicamento al que respondió en el pasado. Si tiene antecedentes familiares de depresión, los medicamentos que han sido efectivos en el tratamiento de los miembros de su familia podrían ser un factor a considerar al elegir un medicamento apropiado para usted.

Por lo general, comenzará a tomar el medicamento en una dosis baja. La dosis aumentará gradualmente hasta que comience a ver una mejora (a menos que surjan efectos secundarios significativos).

antidepresivos

SGAs = antidepresivo de segunda generación
Se estudiaron dosis de duloxetina de hasta 120 mg en ensayos clínicos, aunque no se cree que las dosis superiores a 60 mg tengan una eficacia adicional.


Efectos secundarios

Diferentes antidepresivos pueden tener una gama de diferentes efectos secundarios. Siempre revise el folleto informativo que viene con su medicamento para ver cuáles son los posibles efectos secundarios.



Los efectos secundarios más comunes de los antidepresivos suelen ser leves. Los efectos secundarios deberían mejorar dentro de unos días o semanas de tratamiento, ya que el cuerpo se acostumbra a la medicina.



Dosis y duración del tratamiento.

Los antidepresivos generalmente deben tomarse durante 1 o 2 semanas (sin perder una dosis) antes de que el beneficio comience a sentirse. Es importante no dejar de tomarlos si tiene algunos efectos secundarios leves desde el principio, ya que estos efectos generalmente desaparecen rápidamente.



Si toma un antidepresivo durante 4 semanas sin sentir ningún beneficio, hable con su médico de cabecera o especialista en salud mental. Ellos pueden recomendar aumentar su dosis o probar un medicamento diferente.



Un curso de tratamiento generalmente dura al menos 6 meses. Se puede recomendar a algunas personas con depresión recurrente que las tomen indefinidamente.


¿Cómo hacer que los antidepresivos te den resultado?

Para obtener los mejores resultados de los antidepresivos, sigue estos consejos:

  • Sé paciente. Una vez que comiences a tomar el antidepresivo que tú y tu médico hayan seleccionado, puedes notar las primeras mejoras después de unas semanas, pero tardará seis o más semanas en hacer el efecto completo. Puedes tomar la dosis completa de algunos antidepresivos desde el principio. Tendrás que aumentar la dosis de otros antidepresivos progresivamente. Habla con el médico o con el terapeuta sobre cómo sobrellevar los síntomas de la depresión mientras esperas que el antidepresivo haga efecto.
  • Toma el antidepresivo de forma constante y en la dosis recomendada. Si el medicamento, al parecer, no hace efecto o si causa efectos secundarios molestos, habla con el médico antes de hacer algún cambio.
  • Presta atención a si los efectos secundarios mejoran. Muchos antidepresivos provocan efectos secundarios que mejoran con el tiempo. Por ejemplo, los efectos secundarios iniciales del tratamiento con inhibidores selectivos de la recaptación de serotonina pueden comprender sequedad de la boca, náuseas, heces blandas, dolor de cabeza e insomnio; sin embargo, estos síntomas suelen desaparecer a medida que el cuerpo se adapta al antidepresivo.
  • Explora las opciones si no te da resultado. Si, después de cuatro semanas, sigues teniendo efectos secundarios molestos o no presentas mejoras considerables de tus síntomas, habla con el médico sobre la posibilidad de modificar la dosis, cambiar el antidepresivo (conmutación) o agregar un segundo antidepresivo u otra medicación (aumento). Es posible que una combinación de medicamentos te de mejores resultados que tomar un antidepresivo solo.
  • Prueba la psicoterapia. En muchos casos, combinar el antidepresivo con terapia de conversación (psicoterapia) es más eficaz que solo tomar el medicamento. Esto también puede evitar que la depresión vuelva a aparecer una vez que te sientas mejor.
  • No suspendas un antidepresivo sin hablarlo antes con el médico. Algunos antidepresivos pueden provocar importantes síntomas similares a los de la abstinencia si no reduces la dosis de forma gradual. Suspender el tratamiento de forma abrupta puede provocar un agravamiento repentino de la depresión.
  • Evita el alcohol y las drogas de uso recreativo. Puede parecer que el alcohol o las drogas alivian los síntomas de la depresión, pero, a la larga, suelen empeorarlos y dificultar el tratamiento de la depresión. Habla con el médico o con el terapeuta si necesitas ayuda con los problemas de consumo de drogas o de alcohol.

Consideraciones para mujeres

Si está en sus planes quedar embarazada, hable con su médico acerca de sus medicamentos antes de intentarlo. Si queda embarazada accidentalmente mientras toma un antidepresivo, informe a su médico de inmediato. Su médico sabrá si es seguro tomar ese antidepresivo en particular.



La mayoría de los medicamentos que toma pueden pasar a la leche materna. Eso significa que puede transmitirlos a su bebé. Si planea amamantar o si está amamantando actualmente, hable con su médico acerca de su medicamento.



En la mayoría de los casos, está bien tomar píldoras anticonceptivas o terapia de reemplazo hormonal (también llamada TRH) al mismo tiempo que los medicamentos para la depresión. Tomar hormonas puede incluso ayudar a algunas mujeres deprimidas a sentirse mejor. Sin embargo, si sus píldoras anticonceptivas parecen estar causando síntomas de depresión, hable con su médico. Puede sugerirle que use otro método para evitar el embarazo durante varios meses para averiguar si sus píldoras anticonceptivas le están causando depresión.



Dejar de tomar antidepresivos

Hable con su médico antes de dejar de tomar antidepresivos. Es importante que no deje de tomar antidepresivos de repente.



Una vez que esté listo para dejar los antidepresivos, su médico probablemente le recomendará reducir su dosis gradualmente durante varias semanas, o más, si los ha estado tomando durante mucho tiempo.



Esto es para ayudar a prevenir cualquier síntoma de abstinencia que pueda tener como reacción al dejar el medicamento.
Tipos de antidepresivos

Existen varios tipos diferentes de antidepresivos.


Bibliografía


Depression basics. National Institute of Mental Health. https://www.nimh.nih.gov/health/publications/depression/index.shtml. Accessed Nov. 13, 2019.


National Institute of Mental Health (NIMH), https://www.nimh.nih.gov/health/publications/depression/index.shtml


NHS, 2020, https://www.nhs.uk/conditions/antidepressants/

The Drugs.com, https://www.drugs.com/condition/depression.html